Principal / Más Voces / La Policía española inicia el proceso de expulsión del país del activista Lagarder Danciu

La Policía española inicia el proceso de expulsión del país del activista Lagarder Danciu

La Dirección General de Policía ha iniciado los trámites del procedimiento de expulsión de España del activista rumano por los derechos de las personas sin hogar, Lagarder Danciu, después de haber sido detenido tras protagonizar una protesta en un acto organizado por el Ayuntamiento de Málaga para conmemorar el Día de la Constitución.

Después de pasar la noche en el calabozo, el juzgado de instrucción número 14 de la ciudad malagueña concluyó el sobreseimiento de la causa iniciada por «no quedar acreditado» un supuesto delito de resistencia a la autoridad por el que fue detenido por la Policía durante su protesta en favor del derecho a la vivienda. Pero, a su salida, la Brigada de Extranjería le entregó la notificación de la apertura de su procedimiento de expulsión, a pesar de ser un ciudadano comunitario.

El activista Lagarder Danciu considera que se trata de “un acto político”. Afirma que la Brigada de Extranjería pide que le expulsen por protestar por el derecho a la vivienda amparado en la Constitución que se estaba conmemorando en ese acto.

Lagarder se ha caracterizado por protestas directas, no violentas, pero que visibilizan muchas violaciones de derechos que se producen en el Estado español. Su compromiso no nace de la nada, él mismo trabajó para la policía en los juzgados como traductor. Allí comenzó a ver muchas injusticias que quedaban impunes.

Lagarder es conocido por luchar por los derechos de las personas sin hogar, pero desde una posición de igual a igual, ya que decidió vivir en la calle, convivir y comenzar procesos de organización con todas esas personas que viven en las calles. El resultado más evidente fue el Campamento Dignidad que construyeron en Sevilla.

Lagarder ha realizado movilizaciones por las personas sin hogar, protestas en mítines de partidos, incluso hizo se manifestó él solo en una concentración de franquistas. Lo curioso es que en esa protesta la policía no actúo contra los seguidores de una dictadura criminal, sino que se llevaron a la fuerza al activista.

Sus acciones se han convertido en muy incómodas para el poder político y por eso el propio activista considera que su proceso de expulsión, a pesar de ser un ciudadano de la Unión Europea, responde a un objetivo político.

A pesar de todo, Lagarder no ha dudado ni un segundo el continuar defendiendo los Derechos Humanos. Él mismo se autodefine como activista sin techo en defensa de los DDHH, Educador y Aprendiz en la Universidad La Calle. #Gay #Rumano #Gitano #Ateo #Vagabundo #Okupa que viaja sin destino. Siempre sensible a la realidad que le rodea.

Escucha a Lagarder Danciu, gracias a Onda Color, emisora comunitaria de Málaga.

Source: Informativo Más Voces

Interesante

Denuncian que el Gobierno de la Comunidad Autónoma de Madrid está desmantelando la Renta Mínima de Inserción para las familias más empobrecidas

La Comunidad de Madrid aprobó una ley, en el año 2001, que reconoce como derecho …